Ejercicios con Fitball.

¿Cuantas veces nos hemos encontrado con estas gigantescas bolas en el gimnasio y no hemos sabido que hacer con ellas?

En nuestra rutina de hoy os planteo una serie de ejercicios ideados para utilizarla adecuadamente. Seras la experta de la sala!

PUENTE A UNA PIERNA.

Túmbate boca arriba, coloca los pies sobre la pelota y eleva la cadera hacia arriba contrayendo los glúteos. Ahora levanta una pierna y mantén la posición algunos segundos. Descansa y cambia de pierna. 20 repeticiones.

EJERCICIO PARA ABDOMEN.

Eleva tus brazos con la pelota en la vertical de tus piernas. Flexiona una rodilla hasta la altura del abdomen y mantenla en esa posición; baja la pelota hasta que la toque. Recupera la posición inicial y repite el ejercicio cambiando de pierna. 20 repeticiones.

UP&DOWN

Colócate de pie con las piernas ligeramente abiertas y sujetando la pelota firmemente. Con un pequeño salto, cierra las piernas y sube la pelota. Mantén la espalda recta.  Sube y baja la pelota en cada salto. 20 repeticiones.

CRUNCH INVERSO.

Tumbate boca arriba, con la pelota entre las piernas y las rodillas flexionadas. A la vez que elevas las piernas a la vertical, sube el tronco hasta tocar la pelota con los brazos estirados. 20 repeticiones.

STAY FIT.

Deja caer todo tu peso sobre la pelota para destensar los músculos. Coloca la espalda recta y apoya los brazos sobre ella. Veras que te va a encantar.20 repeticiones.

ESTIRAMIENTO SUPINO.

Apóyate sobre las escápulas y eleva el cuerpo hasta alcanzar la vertical con la pelota entre los tobillos. Déjate caer hacia atrás hasta tocar con la pelota el suelo. Vigila con el cuello.20 repeticiones.

ESTIRAMIENTO LATERAL.

Colócate con la pelota sobre la cabeza. Gírala con los brazos estirados hacia la derecha mientras que estiras la pierna de ese lado. Cambia de pierna y realiza el estiramiento hacia el otro lado.20 repeticiones.
Realiza esta rutina durante toda la semana, y a medida que pasan los días aumenta las repeticiones. Veras en pocas semanas unos resultados espectaculares.

Animo!

¡¡¡ Smoothies!!

Nos unimos a la moda de los somoothies saludables y nada azucarados. Siempre con  una gran variedad de hortalizas y frutas, y contra mas variado muchísimo mejor.

Nuestro smoothie de hoy es una receta super sencilla y a la vez muy saludable y muy adecuada para llevar nuestro estilo de vida. Poco a poco nos vamos adaptando a el y que mejor que darnos de vez en cuando un capricho saludable.Para ello utilizaremos siempre productos frescos.

Los verdes nos ayudan a regular el equilibrio acido-base, elimina de nuestro cuerpo los metales pesados, como los compuestos de mercurio. Cuanto mas oscuro es el verde de las hojas mas clorofila contiene y mas ayudan a nuestro organismo. Tenemos también los denominados blancos, estos son lo que necesitamos cuando nuestro organismo nos pida  alimentos ricos en grasa. Con estos el cuerpo recibe lo que necesita en forma de producto naturales, crudos y sanos como el aceite de coco, los huevos crudos…. Nos aportan mucha energía y nos ayudan a disolver las toxinas liposolubles y a eliminarlas. Son un gran complemento nutricional, puesto que sacian el apetito durante mas tiempo.

Por ultimo tenemos los preparados con superalimentos, elaborados con alimentos mágicos que se complementan con frutas.

Nuestro smoothie de hoy lo elaboramos con hojas verdes, así que nos ayudara a limpiar el organismo. ¿Estas listo?

SMOTHIE DE CANÓNIGOS Y NARANJA CON AGUACATE.

INGREDIENTES para 2 vasos de 350 ml

2 cucharadas de semillas de cáñamo, 150 g de canónigos, 3 naranjas, medio aguacate y un puñado de cubitos de hielo

Dejamos en remojo las semillas de cáñamo en agua fría 1 hora. Después las escurrimos en un colador y las ponemos en la batidora junto con 100 ml de agua fresca y lo trituramos todo.

Limpiamos los canónigos, los lavamos y los ponemos en la batidora. Pelámos las naranjas, las troceamos, quitamos las semillas y las ponemos también en la batidora. Extraemos la pulpa del aguacate con una cuchara y lo agragamos.

Vertimos unos 100 ml de agua y volvemos a triturarlo todo bien. A continuación, ponemos los cubitos y lo volvemos a triturar todo hasta que esté homogéneo.

Y ya tenemos una bebida refrescante y totalmente saludable. Recuerda que contra mas verde sean las hojas, mas clorofila tendrán y mejor nos irá para el organismo. Una receta sana y con tan solo 180 kcal.

Para chuparse los dedos!